Linguini con pesto alla trapanese

Antes de que comiencen a leer esto, debo advertir que este blog está en serio riesgo de convertirse en monotemático.

La razón: no puedo dejar de pensar en el sabor de la albahaca, el ajo, aceite de oliva, tomates y sus distintas combinaciones. No hace nada que hice mi pesto alla genovese y hoy tengo antojo de pesto alla trapanese.
Tengo además en la lista una variación del pesto alla genovese a la que se le ponen cubitos de berenjena asada (nada más estoy esperando que las berenjenas de mi huerta crezcan un poquito más). Así que por favor, ténganme paciencia. La comida de verano me trae de cabeza.
El pesto alla trapanese es la versión siciliana del pesto alla genovese. Es un plato típico de Trapani, en el extremo de la costa occidental de Sicilia en el Mar Mediterráneo, donde paraban barcos y marinos genoveses cuando venían de sus travesías por los mares del cercano y lejano Oriente.
En Trapani sustituyeron los tradicionales pignoli (piñones) por mandorla (almendras) y añadieron otro producto local: tomates maduros.
Mis tomates comenzaron a madurar esta semana, mientras estaba todavía de vacaciones. Justo llegando de un recorrido que nos llevó desde Newport Beach hasta La Jolla Shores, aquí me tienen de vuelta a las andanzas y haciendo este pesto que algunos llaman simplemente "pesto siciliano".
Esta es otra salsa que como el pesto alla genovese o mi pesto de rúcula y nueces, que no se cocina. Así sera de bueno y siciliano (o será que siciliano y bueno significan lo mismo, pregunto yo aquí), que el Ministerio de Agricultura de Italia lo ha reconocido como Prodotti agroalimentari tradizionali siciliani Cool ¿no? Espero que les guste mi receta.
Linguini con pesto alla trapanese | Ingredientes para 6 porciones
1 paquete de linguini
2 tazas de hojas de albahaca fresca
3 dientes de ajo presionados con la hoja de un cuchillo
½ taza de almendras fileteadas
2 tomates maduros, pelados y cortados en dados
½ taza de aceite de oliva extra virgen 
Sal marina gruesa
¼ de taza de queso pecorino rallado


Pon el agua para la pasta a hervir. En un procesador de alimentos, procesa la albahaca, almendras, ajo, tomate y sal al gusto. Mientras procesas, agrega el aceite de oliva y procesa hasta que todos los ingredientes se hayan mezclado bien, pero que queden trocitos de almendra. Pon el pesto en un tazón. Agrega el queso y mezcla bien. Puede ser que necesites agregar un poco de aceite de oliva. Mientras tanto, cocina la pasta. Cuando esté al dente, cuela y reserva un poco del agua. Deja correr un poco de agua fresca para parar la cocción. Escurre bien. En un tazón grande, mezcla la pasta con el pesto. Si la pasta luce seca, agrega un poco del agua en la que se cocinó. Sirve con pecorino.


Para imprimir la receta haz clic aquí.

Etiquetas: , , , ,