Pasta all’amatriciana

Esta ha sido la mejor temporada de tomates que hayamos tenido jamás. Así que cada día cocino "algo" con tomates y además sigo procesando y envasando para seguir disfrutando de mis tomates durante el invierno.

Como el tomate ofrece tantas posibilidades, no hay manera de aburrirse. Fíjense por ejemplo en esta colorida pasta all’amatriciana.
No se parece a ninguna otra de mis recetas y sin embargo tiene en común con la mayoría de mis favoritas que además de que se prepara con mucho tomate, es sencilla y gustosa.
Me encanta porque en un solo bocado se lleva uno a la boca lo dulce de los tomates cereza, el saladito crujiente de los pedacitos de tocineta, el picante del peperoncino y el ácido del vinagre balsámico.
Un clásico de la cocina italiana, y específicamente de la romana, originalmente el sugo all’amatriciana (del pueblo de Amatrice en la región de Lazio en el centro de Italia, no lejos de Roma), se hace con guanciale (una suerte de panceta sin ahumar y seca).
Suele servirse con bucatini y el queso perfecto para acompañarla es el pecorino, romano por supuesto.
Mi amatriciana la preparo con tocineta sin ahumar, no le pongo sal, y la sirvo con la pasta que tenga en la despensa. La de hoy es con gemelli, que me encantan porque atrapan los sólidos de la salsa en sus tirabuzones. Espero que les guste.
Pasta all’amatriciana | Ingredientes para 6 porciones
1 paquete de pasta corta
8 rebanadas de tocineta si ahumar, congelada y cortadas es tiritas
2 dientes de ajo picaditos
1 ½ cebolla finamente cortada
¼ de cucharadita de hojuelas de pimienta roja
1 cucharada de vinagre balsámico
2 libras (1 kg.) de tomate cereza cortados en mitades
Queso pecorino rallado
En un sartén grande, cocina la tocineta a fuego mediano hasta que esté doradita y crujiente, unos 5 minutos. Reserva la mitad de la tocineta. Agrega el ajo, la cebolla y la pimienta y sofríe, en la grasa de la tocineta, hasta marchitar, unos 10 minutos. Incorpora el vinagre, revuelve y agrega los tomates. Cocina a fuego lento por 10 minutos hasta que los tomates se deshagan.
Mientras tanto, pon el aguan para la pasta a hervir y cocínala hasta que esté al dente. Cuela la pasta y deja correr un poco de agua fresca para parar la cocción. Cuela nuevamente. Agrega la pasta a la sartén con la salsa. Si la pasta luce seca, agrega un poco del agua en que se cocinó.  Sirve con los trocitos de tocineta reservados y con queso pecorino.
Para imprimir la receta haz clic aquí.

Etiquetas: , ,