Una comida de verano perfecta: Farfalle con salsa de tomate y mantequilla y albahaca fresca

Por fortuna mis hijos son, como su mamá, amantes de la pasta. Tenemos tantas recetas de salsas en nuestra familia, que podemos comer pasta todos los días, por un mes seguido, sin repetir una receta.
Fíjense en esta salsa de tomate. Lo que la hace diferente es la mantequilla.
Se siente el sabor de la mantequilla y es además dulzona.
La dulzura le viene del azúcar que equilibra la acidez natural del tomate.
Servida con hojas de albahaca fresca, esta pasta es una entrada perfecta y en verano es una comida completa en sí misma.
Mis hijos la adoran y yo también, y en esta época del año no nos importa comerla una y otra vez. Espero que a ustedes también les guste.
Farfalle con salsa de tomate y mantequilla y albahaca fresca | Ingredientes para 6-8 porciones
1 paquete de farfalle (lacitos)
4 cucharadas de mantequilla
½ cebolla mediana cortada finamente
1 diente de ajo cortado finamente
2 libras (1 kilo) de tomates maduros, pelados sin semillas y ligeramente procesados en el procesador de alimentos
2 cucharadas de azúcar
Sal marina gruesa
Hojas de albahaca fresca
Queso parmesano rallado (usé Grana Padano)

Preparación
En un sartén profundo a fuego mediano, derrite la mantequilla y saltea la cebolla y el ajo hasta que se marchiten, unos 5 minutos. 

Agrega los tomates y cocínalos hasta que hiervan. Reduce el calor, tapa  y cocina a fuego luento por 25 minutos. Agrega el azúcar y la sal. Cocina destapado por 5 minutos más.

Mientras tanto, por el agua para la pasta a hervir. Cocina la pasta al dente y cuela.

En un bol combina la pasta con la salsa de tomate y la albahaca. 

Sirve con queso parmesano.

Para imprimir la receta haz clic aquí.

Gracias por compartir esta receta. Te invito a que también me sigas en FacebookInstagramPinterest y Twitter

Etiquetas: , ,