Risotto de quínoa con hongos portobello


Lo tengo dicho: la quínoa llegó tarde a mi vida, pero llegó con ánimo de conquistadora.

Me robó el corazón y la pancita.
Y es tal su versatilidad que la uso como sustituto del arroz.
Ojo: no es ahora no coma arroz. 
Que quede claro que el único dogma en mi vida es comer sabroso.
Sí como arroz y en las últimas dos semanas he hecho risotto tres veces, incluyendo el risotto con hongos portobello que inspiró esta receta.
A lo que me refiero es a que me ha dado por usar quínoa... 
... en lugar del arroz, la pasta, la avena y siempre es una delicia.
Y desde que descubrí que tostando un poco la quínoa antes de cocinarla, el grano de queda enterito, pues mejor aún.
Espero que te guste mi receta.
Risotto de quínoa con hongos portobello | Ingredientes para 4 porciones
1 taza de quínoa lavada
4 cucharadas de mantequilla
1 ½ taza de chalotas picaditas
4 tazas de champiñones portobello rebanados
1 taza de vino blanco
3 tazas de caldo de carne o de vegetales
2 cucharadas de perejil picadito
Queso Parmigiano Reggiano

Preparación
En un sartén a fuego mediano, tuesta la quínoa, revolviendo constantemente, por unos 4-5 minutos hasta que se seque.

En otro sartén a fuego mediano, derrite la mantequilla y sofríe las chalotas hasta que comiencen a marchitarse, unos 5 minutos.

Agrega los hongos portobello y cocina por unos 3-4 minutos más.

Agrega la quínoa y revuelve.

Agrega el vino y cocina destapado revolviendo. Cuando el líquido haya mermado casi totalmente, agrega una taza de caldo y cocina destapado, revolviendo ocasionalmente, como si estuvieras cocinando risotto. 

Agrega el resto del caldo, una taza a la vez, y cocina hasta el líquido merme.

Cocina revolviendo ocasionalmente hasta que la quínoa esté al dente.

Sirve caliente con un poco de perejil y queso.

Para imprimir la receta haz clic aquí.

Gracias por compartir este post. Te invito a que también me sigas en FacebookInstagramPinterest y Twitter

Etiquetas: , ,