Cómo alargarle la vida a los tomates en 8 pasos

Para nadie es un secreto que adoro los tomates. Tanto que, mientras viví en California, tuve una huerta que el último año me dio una cosecha de 385 libras de 16 variedades de los mejores tomates del mundoCuando me vine a vivir a Florida, no podía dar crédito a mis ojos cuando me percaté del precio de los tomates en el auto mercado. 

Y entonces tuve que re aprender a comer los tomates "de la esquina", que tampoco me costó tanto, no vayas a creer: no sólo porque suelo adaptarme fácilmente a los cambios, sino sobre todo porque soy, en esencia, un animal urbano que vivió un hiato de seis años en el country side en la Costa Oeste.

Snob confesa como soy de los tomates, me he vuelto una experta en comprarlos y cuidarlos para que me duren más tiempo. Como el verano está por acabarse y el precio volverá a subir, comparto mis tips para que tu también le alargues la vida a los tomates, que a fin de cuentas son una fruta delicada (sí, son frutas, aunque se aliñen con sal, se coman en ensaladas y nadie se los meriende), sin complicarte mucho la vida:

1. Opta por tomates orgánicos: son más sabrosos y saludables, pero ten en cuenta que también duran menos.

2. Compra tomates pegados a la vid.

3. Opta por tomates que no estén refrigerados y compra sólo los tomates que vas a consumir en los próximos tres o cuatro días, para que no tengas que ponerlos en el refrigerador: a los tomates no les gusta el frío.

4. Mantenlos en un lugar fresco, mas no refrigerado (yo los pongo en un platón en el mostrador de mi cocina como si de un adorno de frutas se tratara).

5. Lo ideal es que los pongas con el pedúnculo hacia abajo aunque no se vean tan bonitos (para mí esta es la parte más difícil), y que no los pongas uno sobre el otro.

6. Si ves que están maduros y no te decides a hacer una buena salsa, entonces refrigéralos, revisando que no tengan moho. Si alguno tiene moho, es mejor desecharlo (todo, incluso la parte que luce sana).

7. Si tienes la buena fortuna de disponer de tomates frescos en cantidades, opta por envasarlos al vacío y con eso podrás tener tomate "fresco" hasta por un un año en la despensa.

8. También puedes hacer salsa de tomate, sofrito, tomates asados y sopa de tomate, y envasar todo al vacío, con lo que te durarán hasta un año sin necesidad de refrigerar.

Gracias por compartir este post. Te invito a que también me sigas en FacebookInstagramPinterest y Twitter 

Etiquetas: ,