Protege a tus hijos del RSV, un virus que puede ser mortal


Este post forma parte de una campaña patrocinada con AstraZeneca y DiMe Media. Las opiniones expresadas son mías.
Antes de hablarte del virus sincicial respiratorio (RSV por sus siglas en inglés), que es la primera causa de hospitalizaciones de bebés en Estados Unidos, quiero dar gracias a Dios por la buena fortuna de tener dos hijos sanos. 

A Tomás Eugenio (12), le vino a dar una fiebre “seria” por primera vez a los 10 años y se sintió tan raro con eso de estar “enfermo” que me dijo de lo más circunspecto: “mamá, llévame al médico porque creo que me estoy muriendo”.  Le preparé una tina de agua tibia, le di un antipirético y me aseguré de que tomará líquido en abundancia.
A la mañana siguiente no tuve que llevarlo al pediatra sino a la escuela. Por eso doy gracias: desde que nacieron sólo he tenido que ocuparme de que Tomás y su hermano tengan sus vacunas a tiempo, coman sus tres comidas diarias, vayan a la escuela y jueguen basquetbol todos los días. 

Pero como mamá puedo entender la angustia de cualquiera que tenga un hijo enfermo, sobre todo si se trata de un bebé y más aún cuando se trata de un niño prematuro. 

Al llegar a los 2 años, casi 100% de los bebés en Estados Unidos habrán contraído el RSV, que es un virus estacional: por lo general se producen epidemias de noviembre a marzo. Y aunque sus síntomas son similares a los de un resfriado común, el RSV puede causar infecciones graves que ameriten hospitalización.

De hecho, una de cada 13 visitas al pediatra se deben al RSV, que ocasiona uno de cada 38 viajes a la sala de emergencia en bebés y niños de hasta 5 años. Peor aún, por el RSV más de 125.000 bebés son hospitalizados cada año en Estados Unidos… y hasta 200 criaturitas mueren cada año por causa de este terrible virus.

¿Quiénes son los bebés más vulnerables frente a este virus que causa 10 veces más muertes que la influenza? Sin duda los bebés prematuros, aquellos que nacen antes de las 35 semanas de gestación y quienes tienen el doble de probabilidades de ser hospitalizados por RSV porque al nacer no tienen los pulmones totalmente desarrollados y sus vías respiratorias son estrechas y frágiles. 

Pero además, los bebés prematuros no reciben todos los anticuerpos que se transfieren en el útero y que ayudan a combatir las infecciones. 

Cada año nacen en nuestro país medio millón de bebés prematuros. Por eso es tan importante que como padres tengamos información confiable a mano que nos permita prevenir y combatir eficazmente el RSV.
Lo que sigue es una infografía sobre el RSV, sus síntomas y cómo evitar este virus que puede llegar a ser mortal. Te invito a revisarla y compartirla. Además, te invito a que visites www.RSVprotection.com donde encontrarás  consejos para hablar con tu pediatra sobre los factores de riesgo de tus hijos, información sobre la temporada de RSV en tu área e historias reales sobre experiencias de familias con RSV.
Gracias por compartir este post. Te invito a que también 
me sigas en FacebookInstagramPinterestTwitter y Youtube

Etiquetas: , ,